El petróleo es una mezcla compleja de hidrocarburos. Contiene pequeñas cantidades de oxígeno, azufre y nitrógeno. En cuanto a sus principales características, es un líquido de consistencia aceitosa, olor desagradable y color oscuro que se encuentra en depósitos subterráneos de la corteza terrestre.

     El petróleo crudo, tal como se extrae del subsuelo, se separa en fracciones por medio del procedimiento de la destilación fraccionada, conocido como refinación.

     La refinación es el conjunto de procesos físicos y químicos a los que es sometido el petróleo crudo para obtener, por destilación fraccionada, los diversos hidrocarburos con propiedades y características particulares, como los alcanos.

     Productos que se obtienen de la destilación del petróleo (materia prima)

  • Gas, entre –165 ºC y 30 ºC. Está formado por metano, etano, propano y butano que se emplean sobre todo como combustibles.
  • Gasolina, entre 30 y 200 ºC. Tiene de 5 a 12 átomos de carbono. Se emplea como combustible para automóviles y aviones.
  • Queroseno, entre 175 y 325 ºC. Tiene de 12 a 18 átomos de carbono, y se emplea en la producción de diesel.
  • Aceites pesados o aceite diesel, entre 175 y 400 ºC. Tiene de 15 a 18 átomos de carbono. Se usan como combustible para hornos y motores diesel.
  • Aceites lubricantes, a unos 350 ºC. Tiene de 16 a 30 átomos de carbono; se emplea para la lubricación.
  • Ceras de parafina (sólida a temperatura ordinaria). Compuestos formados por más de 20 átomos de carbono. Se emplean para fabricar velas.
  • Asfalto (sólido de color negro). Mezclado con arena se emplea para pavimentar.

     En México se extraen básicamente dos tipos de petróleo crudo: el "Istmo" o "cretáceo", llamado comercialmente "ligero" por el tipo de compuestos que presenta, y el "Maya" o "marino", conocido como "pesado" por su alto contenido de compuestos de esa característica. La obtención de productos primarios y secundarios del petróleo se logra por medio de la petroquímica.

     La petroquímica es la rama industrial que elabora productos que sirven de materia prima para la industria de la transformación y que tuvieron su origen en el petróleo o en el gas natural. Para nuestro país, que está en vías de desarrollo, es una actividad económica fundamental.

     La importancia de la petroquímica para México radica en que le permite obtener a precios más bajos productos utilizados en infinidad de actividades, como la agricultura, la construcción de viviendas, la producción de alimentos y medicinas, la industria del vestido, etcétera.

     El gas natural es una mezcla de hidrocarburos gaseosos, de la cual obtenemos metano, etano, propano y butano, hidrocarburos combustibles que se extraen de pozos, se procesan y se transportan a grandes distancias por medio de tuberías (gasoductos). Antes de ser utilizados para elaborar otros productos químicos orgánicos, se remueve la mayor parte de los hidrocarburos, excepto el metano. El propano y el butano se separan por licuación y se almacenan en cilindros de acero.

     México se encuentra en posibilidad de convertirse en un gran productor de petroquímicos básicos en el mundo, con productos como el amoniaco, el etileno, el polietileno y el poliéster.

     Los productos derivados del petróleo son muy variados e importantes para muchas actividades industriales. Entre los más comunes están las grasas, disolventes, combustibles, plásticos, insecticidas, asfaltos para pavimento, aceites, sustancias que tienen uso farmacéutico, carburantes, pinturas, barnices, hule artificial, productos para perfumería, impermeabilizantes, ácidos, azufre y benzol, por mencionar algunos. Actualmente, se conocen alrededor de 300 000 productos derivados del petróleo. A continuación veremos algunos de ellos.

 

 POLÍMEROS

Los átomos de carbono poseen una habilidad especial para unirse entre sí y formar cadenas que pueden llegar a ser muy largas. Se conocen muchos compuestos de carbono cuya molécula tiene miles, e incluso decenas de miles, de átomos.

     A las moléculas con masas superiores a 10 000 uma (unidad de masa atómica) se les conoce como macromoléculas. Cuando se obtiene una macromolécula al repetirse un patrón regular de átomos a todo lo largo de la misma se tiene un polímero. El compuesto con moléculas más pequeñas, a partir de las cuales se construye un polímero, es un monómero. Como ejemplos de polímeros naturales están el algodón, la madera, el hule y la lana; son polímeros sintéticos el polietileno, el policloruro de vinilo (PVC) y el poliestireno.

     El nailon fue el primer polímero sintético que se logró hilar. En los últimos cuarenta años los químicos han obtenido diversos polímeros a partir del petróleo, tales como el polietileno, el cloruro de polivinilo y fibras como el dacrón, el polycrón y el poliéster.

Muchos polímeros artificiales se moldean en caliente y se les llama "plásticos". Las llamadas "fibras artificiales" pueden tejerse del mismo modo que cualquier fibra natural y sustituir a productos como la seda.

     También se han obtenido polímeros sintéticos denominados "elastómeros" que tienen la misma elasticidad del caucho natural.

     El petróleo es por el momento la única fuente de los monómeros utilizados para fabricar polímeros artificiales.

 

 DISOLVENTES

Hasta ahora hemos considerado el agua como el disolvente universal por excelencia, sin tomar en cuenta que hay ciertas sustancias que se disuelven más fácilmente en otras; por ejemplo, la grasa se disuelve con gasolina; el alcohol disuelve mejor las tintas; el aguarrás y el tíner, las pinturas.

     Por medio de la destilación fraccionada del petróleo, la petroquímica obtiene diferentes disolventes, como la gasolina, el ácido sulfúrico, éter de petróleo, benceno, tolueno, xileno, queroseno y benceno. A continuación veremos algunas de estas sustancias.

     Gasolinas: Son actualmente la fracción más valiosa del petróleo, debido a su gran consumo en motores de toda clase de vehículos y por su uso como disolvente.

     Éter de petróleo: Se emplea como disolvente de grasas, resinas, aceites, etc., y para el lavado en seco de ropa de lana y seda en las tintorerías. Es indispensable en los laboratorios para cristalizar un gran número de compuestos.

     Benceno: Es disolvente de grasas, resinas, caucho, yodo y azufre. De este compuesto se obtiene una gran variedad de sustancias que se utilizan como disolventes en diferentes industrias.

     Tolueno: Tiene numerosas aplicaciones en la fabricación de explosivos, sustancias colorantes y productos farmacéuticos.

 

 MEDICAMENTOS

Las medicinas que se usaron durante mucho tiempo procedían principalmente de hierbas. A menudo se ingerían en forma de infusiones o tés. Incluso en la actualidad las hierbas son de gran valor. Sin embargo los medicamentos sintéticos han cobrado importancia pues se obtienen en gran escala mediante procesos químicos donde se utilizan sustancias simples, todo lo cual ha logrado disminuir los costos.

     También existe la posibilidad de que los antibióticos, producidos a partir de microorganismos como los hongos, se elaboren actualmente en forma sintética.

     Del mismo modo, por el proceso petroquímico de la destilación fraccionada del petróleo, se obtienen numerosos compuestos a partir de los cuales se sintetizan productos farmacéuticos como alcaloides, penicilina, benzocaína, fenolftaleína, cortizona, etcétera.

     Cabe mencionar que si los medicamentos se obtuvieran en la forma tradicional no serían suficientes para satisfacer la demanda de la población mundial actual.

     Cortisona: Es una hormona suprarrenal que puede ser producida en forma sintética. Se utiliza sobre todo en enfermedades reumáticas y alérgicas. Es muy utilizada debido a su enérgica acción sobre las inflamaciones.

     Penicilina: Es un ácido orgánico producido por ciertos hongos, pero que actualmente se puede sintetizar. Actúa principalmente contra infecciones producidas por bacterias del tipo cocos. Combate, entre otros padecimientos, la neumonía, infecciones del oído, sinusitis, heridas infectadas y sífilis.

     Cloroformo (triclorometano): Se utiliza como anestésico para suprimir cualquier forma de dolor. Se administra por las vías respiratorias con mascarilla y aparatos especiales.

     Fenolftaleína (oftaleína fenol): Se emplea para limpiar el tubo digestivo y estimular los intestinos. En disolución alcohólica se utiliza para valorar bases fuertes y ácidos débiles, especialmente orgánicos.

     Aspirina (ácido acetilsalicílico): Se presenta en forma de polvo blanco y es poco soluble en el agua. Se usa para disminuir la fiebre, aliviar el dolor y mitigar las molestias del resfriado.

 

 

 

contenido: petroleo polimeros refinacion petroquimica productos derivados del petroleo elastomeros plasticos acido sulfurico eter de petroleo benzocaina fenolftaleina acido acetilsalicilico