LAS CIVILIZACIONES DEL MEDITERRÁNEO

Las culturas asentadas en las costas del mar Mediterráneo, tuvieron un desarrollo diferente al de las que se establecieron en márgenes de ríos, ya que su desarrollo no se debió a las tierras fértiles ribereñas, sino a que se asentaron en costas del mar Mediterráneo. Éste no sólo porque los proveyó de alimentos, sino también les permitió comunicarse gracias a la navegación. No fueron pueblos agrícolas, sino hombres de mar.

     En los montes Balcanes, en la península del mismo nombre, se establecieron pueblos que sólo practicaron la agricultura en pequeños valles; por tanto, se dedicaron a la pesca, comercio, pastoreo o a la guerra y conquista de otros pueblos para que les pagaran tributos. Los pobladores del Mediterráneo fueron los fenicios, griegos y romanos quienes lo aprovecharon como espacio de comunicación.

     Siendo el Mediterráneo un mar interior, su navegación no presenta los mismos peligros que la oceánica; por ello el arte de navegar pudo desarrollarse en sus aguas desde épocas remotas. Al principio, probablemente, los hombres se acercaron al mar para pescar, poco a poco le perdieron el miedo y lo fueron dominando, mejoraron sus embarcaciones y, con el tiempo, se convirtió en su principal medio de comunicación; así, sentaron las bases de relaciones comerciales gracias a las que intercambiaron costumbres, conocimientos e ideas.

 

 EL DESARROLLO DE LA TECNOLOGÍA NÁUTICA

Las naves babilonias y asirias eran redondas, tenían una ancha vela cuadrada y se movían con remos. Se les conocía con el nombre de cuffah y aún se utilizan. Los griegos construían primero una pieza larga y curva de madera, llamada quilla, que abarcaba desde la parte delantera hasta la trasera del barco; después, construían un Nave griega.armazón y ponían las tablas que cubrían la nave. Llegaban a tener hasta ciento veinte remos y un timón que controlaba la dirección. Más tarde, por su interés en la guerra, aumentaron el número de remos con dos (birremes) o tres (trirremes) hileras a cada lado del barco. Este tipo de naves se utilizó entre los siglos VI y V a. C.

     Las naves de carga fenicias siguieron los modelos griegos. Eran impulsadas por una vela, aunque también utilizaban remeros dispuestos en una o varias hileras controlados por un timonel. Éstos marinos utilizaron la brea como impermeabilizante para evitar que entrara el agua a sus naves. Llegaban a surcar 50 kilómetros al día, conocían la dirección de los vientos en cada época del año, lo cual les permitía avanzar rápidamente.

     Los fenicios, al igual que otras culturas de su época, colocaron en sus naves el espolón guerrero, consistente en una saliente metálica ubicada en la proa para embestir con ella al barco enemigo y hundirlo.

     Los romanos utilizaron grandes naves para transportar armas y alimentos para su ejército; para el comercio y transporte de pasajeros. Con el tiempo diseñaron la liburna, una nave de guerra más ligera, veloz y fácil de maniobrar.

Descargando un barco fenicio.     Estos pueblos lograron avances notables en astronomía. Después de observar por mucho tiempo el cielo, descubrieron que por la noche los astros aparecen por el Oriente y desaparecen por el Occidente, siguiendo una misma trayectoria.

     Aprendieron a orientarse, supieron de dónde partían y hacia dónde dirigirse para llegar a su destino aún de noche. En consecuencia, perfeccionaron el arte de la náutico, ya que en un principio sólo se navegaba de día y sin perder de vista la costa.

     Junto al desarrollo de las naves hubo progresos en la construcción de puertos y muelles. Los fenicios construyeron puertos artificiales en algunas de sus ciudades.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
contenido: mar mediterraneo pueblos agricolas espolon guerrero