DISTRIBUCIÓN DE LA POBLACIÓN

El continente africano tiene una población cercana a los 800 millones de habitantes los cuales, debido a las condiciones climáticas de algunas regiones, no se encuentran distribuidos equitativamente en su territorio. Las regiones desérticas, como las del Sahara o Kalahari, así como una parte de la región ecuatorial, donde se localiza la selva, son las zonas menos habitadas.

Distribución de la población. Haz click para ampliar la imagen.

ACTIVIDADES PRODUCTIVAS Y RECURSOS NATURALES

África es el continente de menor capacidad económica y, por tanto, presenta mayor pobreza en sus habitantes. Las causas de este atraso pueden dividirse en: geográficas y políticas.

  1. Geográficas. El clima extremoso de África, donde una tercera parte del territorio es desértico y otra gran zona está cubierta por selvas, impide que la población pueda realizar en ellas actividades como la agricultura. Por otra parte, los litorales africanos no favorecen la instalación de puertos naturales, lo que dificulta el intercambio comercial vía naval.
  2. Políticas. La mayoría de los países africanos fueron colonizados por pueblos extranjeros, principalmente europeos, aunque en el norte se establecieron pueblos de origen árabe, quienes explotaron durante siglos sus riquezas naturales. Aunque en la actualidad la mayor parte de los países africanos son independientes, la explotación de que fueron objeto, los ha dejado sumergidos en la pobreza extrema.

Agricultura

En casi todo el territorio africano, debido a la falta de capital, la agricultura que se practica es de temporal, aunque existen regiones como en Sudáfrica, donde se utiliza maquinaria moderna que permite obtener una mayor producción. A pesar de las limitaciones causadas por el clima extremo del continente, existe una gran variedad de productos.

Ganadería

En África se cría una variedad de animales para diferentes usos; por ejemplo: vacas y cabras se utilizan para la alimentación; camellos y caballos, como medio de transporte.

Aunque el continente africano es muy rico en árboles de maderas duras, como la caoba (madera fina), que se obtiene en la región selvática, la falta de medios de transporte adecuados o de industrias que se dediquen a su procesamiento, ha impedido que los pueblos de esta zona puedan recibir importantes beneficios de la actividad maderera.

Pesca

De los 53 países que conforman el continente africano, más de 30 cuentan con costas. Sin embargo, la actividad pesquera es muy limitada. A excepción de la región suroeste de África (Angola, Namibia y Sudáfrica), el producto de la pesca en mares o ríos se dedica principalmente al autoconsumo.

Pesca.

Minería

La región sur de África es una de las zonas mineras más ricas del mundo. Se extraen diamantes, oro, cobre y hierro, entre otros minerales, en Sudáfrica, Botswana, Zambia y Zimbabwe.

A pesar de la gran riqueza del subsuelo de África del sur, la mayoría de sus habitantes viven en la pobreza, debido a que las minas son explotadas principalmente por compañías extranjeras.

La mayoría de los diamantes africanos son tallados en Israel y se venden en ciudades como Londres o Nueva York.

Industria y energía

El continente africano es el más pobre. La falta de capital necesario para el establecimiento de centros industriales, que permitan a sus países transformar la gran cantidad de recursos naturales con los que cuentan, ha impedido su desarrollo.

En África no puede hablarse de una industria, como la que existe en los países europeos o en el norte de América, pues pocos países cuentan con medios de comunicación, energéticos e infraestructura con una capacidad suficiente para exportar. Egipto, por ejemplo, tiene como principales actividades industriales, la producción petrolera y la textil.

Sudáfrica, aunque carece de petróleo, ocupa el 4º lugar a nivel mundial en producción de carbón, lo que le ha permitido desarrollar importantes centros industriales, donde se procesan los minerales que se encuentran en su subsuelo.

Sudáfrica es el único país africano con reactores nucleares (2) que le permiten generar energía eléctrica para su desarrollo industrial.

Algunos países del norte de África tienen grandes yacimientos de petróleo, como Argelia, Libia y Nigeria, lo que les ha permitido establecer centros de procesamiento de productos petrolíferos.

El resto de los países se dedica principalmente a las actividades del sector primario de la economía, como la agricultura y la ganadería. Los productos del campo y los derivados de los animales de cría, se destinan principalmente al autoconsumo.

PRINCIPALES INDICADORES DEL DESARROLLO

De los 25 países con más bajo ingreso por persona del mundo, 20 corresponden a países africanos. La pobreza de Mozambique, donde en promedio cada habitante percibe 90 dólares al año, contrasta con la riqueza de algunos pueblos, como Luxemburgo, donde el ingreso por persona es casi de 40 000 dólares anuales.

Esta pobreza se manifiesta de diversas formas en la vida de sus habitantes: desempleo, analfabetismo (por falta de escuelas), explosión demográfica (incremento de la población) y falta de servicios públicos, como pavimentación y alumbrado.

Como consecuencia de la pobreza, gran parte de la población de los países africanos no recibe los servicios médicos adecuados, lo que provoca que el índice de mortalidad sea muy elevado, principalmente en los niños.

El crecimiento acelerado de la población, en combinación con la deuda, ha disminuido el nivel de vida de sus habitantes, al grado que en muchos países se han presentado guerras internas. En Somalia y Etiopía la población sufre, además de la pobreza, las consecuencias de interminables guerras.

Con el libre comercio y la globalización de la economía, los países pobres de África y América han entrado en la peor crisis de su historia, aumentada por conflictos étnicos y políticos. La ayuda internacional es la única esperanza para estos pueblos.

contenido: africa distribucion de la poblacion condiciones climaticas regiones deserticas ganaderia mineria energia sudafrica petroleo etiopia globalizacin america