El metro es la principal unidad para las medidas de longitud.

Para medir distancias menores al metro, se utilizan los submúltiplos que son: el decímetro, el centímetro y el milímetro y tienen las siguientes equivalencias respecto al metro.


Un metro


=


10 decímetros              


Un metro


=


100 centímetros            


Un metro


=


1 000 milímetros              

Estos submúltiplos sirven para medir objetos pequeños, como una bolsa o un libro.

  • El decímetro (que se abrevia dm). Si el metro se divide en 10 partes iguales, cada una se llama decímetro.
  • El centímetro (que se abrevia cm). Si el metro se divide en 100 partes iguales, cada una se llama centímetro.
  • El milímetro (que se abrevia mm). Si el metro se divide en 1000 partes iguales, cada una se llama milímetro.

Para convertir metros a decímetros se multiplica por 10.

     Ejemplos:

3 metros (m) a decímetros (dm) = 3 x 10 = 30 dm

5 metros (m) a decímetros (dm) = 5 x 10 = 50 dm

Para convertir metros a centímetros se multiplica por 100.

     Ejemplos:

2 metros a centímetros = 2 x 100 = 200 cm

7 metros a centímetros = 7 x 100 = 700 cm

Para convertir de metros a milímetros se multiplica por 1 000.

     Ejemplos:

4 metros a milímetros = 4 x 1000 = 4 000 mm

8 metros a milímetros = 8 x 1000 = 8 000 mm