Los animales tienen características especiales que les permiten vivir en un lugar determinado; a eso se le llama adaptación.

Cuando un animal no está adaptado a las condiciones de una zona en particular, le será muy difícil sobrevivir.

Un tiburón por ejemplo, necesita vivir en el mar, porque su organismo está hecho para eso; si lo llevaran a una alberca, seguramente moriría, porque el agua no sería salada y porque tampoco tendría la profundidad que requiere o la comida que necesita.

Lo mismo ocurre con todos los seres vivos.

Muchas personas atrapan pajarillos de la calle para guardarlos en jaulas y al cabo de un tiempo mueren. Eso sucede porque no están adaptados a vivir en cautiverio como sucede con otras aves, por ejemplo, los canarios.

Todas las funciones de los seres vivos, incluyendo la respiración, están diseñadas por la naturaleza para facilitarles la vida en el lugar al que pertenecen.

 

¿Cómo respiran las lombrices?

Algunos animales respiran a través de la piel; el oxígeno penetra a su cuerpo y se absorbe como si fuera una esponja que se humedece con agua.

Las lombrices de tierra pertenecen a este tipo de animales.

Para poder respirar y aprovechar el oxígeno del aire, es necesario que su piel siempre esté húmeda, pues si se reseca, ya no pueden tomar oxígeno y entonces mueren.

A este tipo de respiración se le llama respiración cutánea.

 

¿Cómo respiran los insectos y las arañas?

Los insectos y las arañas no pueden respirar por su piel porque es gruesa y a veces están cubiertos por un caparazón duro que impide la entrada del aire. Ellos tienen unas estructuras muy sencillas llamadas tráqueas.

El aire entra a las tráqueas por unos orificios pequeños que se encuentran en ambos lados del cuerpo. Esta respiración se llama respiración traqueal.

 

¿Cómo respiran los peces?

Los peces toman el oxígeno que está disuelto en el agua; para lograrlo tienen unas estructuras de color rosa situadas a ambos lados de la cabeza que se llaman branquias.

Las branquias parecen unos peines de dientes delgados y suaves. Cuando el pez va nadando, el agua entra por su boca y luego pasa a las branquias. El oxígeno es retenido por las branquias y al mismo tiempo el pez expulsa agua con dióxido de carbono.

Los peces como el atún, la mantarraya o el tiburón; los renacuajos y los crustáceos, como el camarón y el cangrejo, respiran por medio de branquias.

 

¿Cómo respiran las aves y los mamíferos?

Los anfibios adultos, reptiles, aves y mamíferos incluyendo a las personas, respiran por medio de pulmones.

El aire entra por las fosas nasales, pasa por un tubo llamado tráquea y finalmente llega a los pulmones donde se aprovecha el oxígeno.